"Pechito" López en Nürburgring, como Fangio y Reutemann

José María López se convirtió en el tercer argentino en vencer en el legendario circuito de Nürburgring en un campeonato del mundo, como lo hicieran previamente Juan Manuel Fangio y Carlos Reutemann en la Fórmula 1.

Cuando se confirmó el año pasado la visita del Campeonato Mundial de Autos de Turismo (WTCC) para 2015 al "Infierno Verde" de Nürburgring Nordschleife, "Pechito" López ya por entonces dominaba la categoría junto al equipo Citroën.

Por ello, el argentino, campeón reinante del WTCC, tenía marcada esta cita del calendario como una muy especial con el objetivo de anotarse como ganador en el temible escenario alemán de casi 26 kilómetros de recorrido y 172 curvas.

López se destacó en las pruebas comunitarias organizadas por la categoría hace algunas semanas y en el inicio de la actividad oficial siguió siendo el gran referente con su C-Elysée N°37, admitiendo ya desde los días previos que tenía el circuito absolutamente memorizado tras entrenarse también en el simulador en la previa a la trascendental cita.

Este sábado largó desde la pole position en la primera carrera y la dominó sin inconvenientes para escribir su nombre en la galería de los ganadores en Nürburgring. Luego, estuvo a una décima de segundo de concretar la hazaña del doblete cuando terminó segundo en la segunda competencia tras partir décimo, quedando a la cola de su compañero de equipo y ganador, Yvan Muller.

Así fue como el piloto nacido en la provincia de Córdoba se sumó a la exclusiva lista de argentinos ganadores en Nordschleife en certámenes mundiales.

Juan Manuel Fangio se impuso en tres ocasiones en Nürburgring, siendo la primera en 1954 con Mercedes, para luego repetir 1956 con un Lancia Ferrari antes de escribir en 1957 una historia brillante de la Fórmula 1 y el automovilismo mundial, cuando con su Maserati debió descontar una desventaja de 50 segundos respecto a los líderes después de tener problemas en su detención en boxes.

Ese día, Fangio manejó como nunca antes para perseguir a las Ferrari de Mike Hawthorn y Peter Collins tras la pérdida de tiempo y terminar venciendo por algo más de tres segundos sobre Hawthorn.

"Yo no había conducido jamás de esa manera, pero también comprendí que jamás podría ya, volver a conducir tan así ¡Jamás!", recordaría el piloto de Balcarce al tiempo de aquel 4 de agosto de 1957, jornada en que alcanzó su quinto campeonato mundial en la F1.

A 18 años del histórico triunfo de Fangio, el encargado de colocar nuevamente la bandera de Argentina en lo más alto en Nürburgring fue Carlos Reutemann.

El 3 de agosto de 1975, el santafesino se impuso con el Brabham BT44 aprovechando los problemas de las Ferrari de Niki Lauda y de Clay Regazzoni para tomar la punta en la décima vuelta y ya no soltarla hasta el final y concretar una de sus victorias más destacadas de las 12 que obtuvo a lo largo de su campaña en la Fórmula 1.

Hoy, a casi 58 años de la hazaña de Fangio y 40 del triunfo de Reutemann, López volvió a hacer sonar el himno argentino en el temible Nürburgring. Los tiempos y las categorías son bien diferentes, pero "Pechito" también escribió su historia en el "Infierno Verde".

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series WTCC
Evento Nürburgring
Pista Nürburgring
Pilotos Carlos Reutemann , Juan Manuel Fangio , Jose Maria Lopez
Tipo de artículo Comentario
Etiquetas fangio, lopez, nurburgring, reutemann