El gran misterio del rechazo de la FIA a la reclamación de Red Bull

El rechazo de la FIA a la petición de Red Bull de revisar el accidente del Gran Premio de Gran Bretaña entre Lewis Hamilton y Max Verstappen sorprendió a pocos en la Fórmula 1.

El gran misterio del rechazo de la FIA a la reclamación de Red Bull

Después de todo, con Hamilton ya sancionado por el accidente con base a los datos de vídeo y telemetría, había pocas posibilidades de que Red Bull pudiera tener éxito al intentar proporcionar alguna evidencia nueva “significativa” y “relevante” a la FIA.

Como Ferrari descubrió en 2019, cuando propuso utilizar una pieza de Karun Chandhok en Sky TV para tratar de convencer a los comisarios de reabrir la investigación sobre la penalización de Sebastian Vettel en el GP de Canadá, la FIA no hace prisioneros cuando se trata de cumplir sus criterios.

Por mucho que los equipos consideren que sus nuevos elementos son fuertes, la FIA es bastante estricta con lo que exige cuando se trata de un tema en el cual se pide que los comisarios vuelvan a reunirse para tratar de cambiar una decisión.

En este caso, las diapositivas que Red Bull presentó del accidente, del adelantamiento de Hamilton a Charles Leclerc como comparación y una recreación de la línea de conducción de Hamilton por parte de Alex Albon no fueron suficientes para justificar un nuevo examen de las decisiones ya tomadas en Silverstone.

Pero aunque el resultado no es una sorpresa para muchos, la declaración de la FIA en torno a las pruebas y a las acciones de Red Bull ha provocado una nueva intriga que aún no se ha explicado.

Alexander Albon, Red Bull Racing RB15

Alexander Albon, Red Bull Racing RB15

Photo by: Red Bull Content Pool

El día de filmación

Uno de los puntos clave que se desprende del fallo de los comisarios es el empeño de Red Bull en "crear" pruebas para apoyar su reclamación, en lugar de descubrirlas.

Aunque Red Bull presentó "simulaciones del incidente", el equipo fue mucho más allá: recreó literalmente la línea que Hamilton tomó en Copse, en Silverstone, con uno de sus coches con la intención de probar un punto.

Los comisarios dijeron que Red Bull presentó diapositivas "que mostraban una 'recreación de la línea que trazó Hamilton en la primera vuelta en Silverstone el 22 de julio de 2021 ¿basada en una vuelta supuestamente conducida por otro piloto (Alexander Albon)".

Albon estuvo en acción la semana pasada para Red Bull participando en la prueba de neumáticos Pirelli con un coche con especificaciones del RB16B. Sin embargo, toda su acción en pista se completó el martes después del Gran Premio de Gran Bretaña, que fue el 20 de julio.

El 21 de julio se realizaron más pruebas con Pirelli, pero el 22 de julio Red Bull celebró un día de rodaje en la pista con su Red Bull RB15 con especificaciones de 2019.

Más tarde se publicaron imágenes de la prueba de ese día.

 

Como el RB15 tiene más de dos años de antigüedad, Red Bull tiene libertad para realizar todas las salidas de pista que desee.

Además, poner a Albon, piloto de reserva y de pruebas, en el cockpit para que se mantenga a la altura de las circunstancias, no parece nada del otro mundo.

Pero la declaración de los comisarios reveló que este día de rodaje se utilizó, al menos en parte, para intentar que Albon recreara la trazada de Hamilton en Copse, muy probablemente para demostrar que nunca iba a tomar la curva y que llevaba demasiada velocidad.

Llegar a utilizar parte de un día de rodaje para intentar recrear la trazada de Hamilton demuestra hasta dónde estaba dispuesta a llegar Red Bull -y el coste- para defender su caso. Pero, ¿se organizó todo el día de filmación simplemente para acrecentar las pruebas del caso?

Pero por muy realista que fuera la recreación de Albon, Red Bull nunca iba a encontrar "pruebas significativas y relevantes" volviendo a la pista e intentando recrear el incidente.

Como señalaron los comisarios, esto no puede considerarse un descubrimiento, como se requiere para que el proceso de derecho de revisión siga adelante.

Los propios comisarios dijeron que las pruebas "no fueron "descubiertas", sino creadas con el fin de presentarlas para apoyar la Petición de Revisión".

También hubo un elemento de ironía en que fuera Albon quien completó la recreación, dado que ha estado involucrado dos veces en colisiones con Hamilton (Brasil 2019, Austria 2020).

Max Verstappen, Red Bull Racing RB16B, es llevado a los pits después del accidente.

Max Verstappen, Red Bull Racing RB16B, es llevado a los pits después del accidente.

Photo by: Sutton Images

Las misteriosas alegaciones

Tal vez un misterio aún mayor es la referencia directa que la FIA hizo a algunas "alegaciones" que Red Bull presentó en una carta entregada al organismo rector.

El 23 de julio, cuando la escudería presentó su solicitud para que la FIA revisara el incidente del GP de Gran Bretaña, parece que Red Bull incluyó algunas afirmaciones enérgicas en una carta de presentación que apoyaba lo que ellos consideraban nuevas evidencias.

El comunicado de la FIA desde el Hungaroring decía: "Los comisarios toman nota, con cierta preocupación, de ciertas alegaciones hechas en la carta del competidor mencionada anteriormente.

"Dichas alegaciones pueden o no haber sido relevantes para los comisarios si la petición de revisión hubiera sido aceptada.

"Los comisarios podrían haber abordado estas alegaciones directamente en cualquier decisión que hubiera seguido. Al haberse desestimado la petición, los comisarios no hacen ningún comentario sobre esas alegaciones".

No se sabe cuáles son esas alegaciones de Red Bull, pero es evidente que el equipo pasó a un modo de ataque.

En el comunicado que Mercedes emitió el jueves se hacía referencia a que Red Bull había intentado "manchar" el "buen nombre y la integridad deportiva" de Hamilton en estos documentos.

Pero, aunque se entiende que el enfado de Red Bull por la conducción de Hamilton era un elemento de la carta, es más probable que los comisarios de la FIA sólo hicieran tal comentario si sus críticas se dirigieran directamente al organismo rector o a sus funcionarios.

Red Bull había dejado claro que consideraba que las acciones de Hamilton deberían haber merecido una sanción más dura, lo que sugiere que pensaban que los comisarios habían sido demasiado indulgentes al momento de tratar el asunto.

La escudería tampoco está de acuerdo con la decisión de la FIA de que la culpa del accidente fue "predominantemente" de Hamilton y no total.

También lee:

La decisión de la FIA del jueves debería significar al menos que la controversia sobre el incidente del GP de Gran Bretaña puede dejar de ser el principal foco de atención de la F1 en estos momentos y volver a centrarse en la acción en la pista en Hungría.

Pero a juzgar por las últimas declaraciones de ambos equipos, es casi seguro que ésta no será la última batalla de su guerra por el título de la F1 2021.

compartidos
comentarios
Mercedes: decisión de FIA debería acabar con intento de dañar a Hamilton
Artículo previo

Mercedes: decisión de FIA debería acabar con intento de dañar a Hamilton

Artículo siguiente

Netflix lanzará un documental dedicado a Michael Schumacher

Netflix lanzará un documental dedicado a Michael Schumacher
Mostrar comentarios