El día en el que un perro dejó a México sin Fórmula 1 durante 16 años

El 25 de octubre de 1970 se celebró el último gran premio de Fórmula 1 en México hasta su regreso en 1986. Conoce la historia del perro que dejó a todo un país sin una carrera del Gran Circo durante 16 años.

El día en el que un perro dejó a México sin Fórmula 1 durante 16 años
Cargar reproductor de audio

En la Fórmula 1 de la actualidad la seguridad es uno de los factores más importantes, tal y como ha demostrado la FIA con campañas como 'Action for Road Safety'. Sin embargo, la vida en un circuito de antaño era muy diferente, y estaba asumido que a lo largo de la temporada más de un piloto  podía llegar a perder la vida sobre el asfalto.

Hasta la temporada 1970, es decir, en las primeras dos décadas de historia del Gran Circo, hasta 25 pilotos fallecieron durante la celebración de un gran premio oficial de Fórmula 1. En ese mismo año tuvimos al primer y único campeón póstumo, ya que Jochen Rindt ganó el título después de morir durante la clasificación del Gran Premio de Italia con un Lotus, pero no fue hasta un mes y medio después cuando la categoría se dio cuenta del peligro que corrían si esto seguía así.

El 25 de octubre de 1970, los 18 pilotos que formaron la parrilla del GP de México salieron a pista para completar 65 vueltas al circuito ahora conocido como Autódromo Hermanos Rodríguez.

En la mañana de aquella jornada, se celebró una prueba ciclista, lo que provocó que muchos curiosos se acercaran a verla, y los organizadores de la carrera de Fórmula 1, ante la gran avalancha de público que acudió al trazado, colgó el cartel de 'no hay billetes' antes de que se apagara el semáforo.

Eso causó que las cerca de 200.000 personas que se dieron cita en la pista mexicana tuvieran que ocupar cualquier lugar en el recinto, por lo que muchos optaron por sentarse en el césped, a pocos metros de la pista.

Esta situación hizo que la policía y las autoridades se vieran desbordadas, incluso Jackie Stewart y Pedro Rodríguez tomaron un micrófono para hacer un llamamiento a la cordura, pero no tuvo éxito. Así pues, la salida de la carrera se retrasó una hora, y no fue hasta las 15:45 horas de la tarde cuando los monoplazas pudieron batallar entre sí.

Pero no fue la gran afluencia de público lo que generó que la Fórmula 1 dejase de visitar el país norteamericano.

La prueba en tierras mexicanas comenzó con la tensión que generaba no conocer quién sería el subcampeón, ya que Rindt ya se había consagrado como ganador. Hasta cinco pilotos podían hacerse con el segundo lugar en la que fue la última cita del año, y el que más opciones tenía era Jacky Ickx, que estaba con 31 puntos por delante de Jack Brabham, Jackie Stewart y Denny Hulme.

En la clasificación del sábado, Clay Regazzoni logró la pole position con su Ferrari 312B, y fue capaz de aguantar en la cabeza después de la primera vuelta, pero solo dos giros más tarde, su compañero en la escudería del Cavallino, Ickx, superó al italiano.

Stewart no se despegaba del rebufo de los monoplazas rojos, y pudo pasar al poleman para ponerse segundo, lugar que aguantó hasta la vuelta 13, cuando cayó hasta el 12º puesto. Ferrari era muy superior y mantuvo a sus dos coches en el liderato, con ventajas superiores a los 10 segundos sobre el resto, que no podían seguir el ritmo de Ickx y Regazzoni.

Sin embargo, en el giro 33, justo en el ecuador de la prueba, ocurrió el desastre que desencadenó que la Fórmula 1 no regresara al país hasta 1986. El Tyrrell de Stewart se encontró con un perro en mitad de la pista, y el escocés no pudo hacer nada para esquivarlo, provocando su retirada de manera casi instantánea.

Esta fue la gota que colmó el vaso para que la máxima categoría del automovilismo decidiera no volver más a la nación del continente americano. Tras bajarse del coche, y algo molesto por su abandono, Jackie Stewart habló con la prensa que se dio cita en el trazado de la Ciudad Deportiva Magdalena Mixiuhca, como se conocía hasta 1972, cuando fue renombrado en honor a los hermanos Rodríguez.

"Golpeé un perro, golpeé un perro", dijo el tricampeón del mundo, aunque en ese momento solo había conseguido una de sus tres coronas. Los medios preguntaron sobre qué ocurrió para que chocara con el animal, a lo que respondió que "debían preguntar al perro".

La carrera siguió su curso, y Ferrari certificó su 26º doblete en su historia, con Ickx en la primera posición y Regazzoni en el segundo puesto. El McLaren de Denny Hulme cerró las posiciones de honor en el que fue el último gran premio en tierras mexicanas hasta 1986.

El 12 de octubre de ese año, la Fórmula 1 regresó al mismo lugar del que se fue 16 temporadas antes, y estuvo en el calendario hasta 1992.

En julio de 2014, la FIA confirmó la vuelta del Autódromo Hermanos Rodríguez al Gran Circo, y desde entonces, celebra la 'F1esta' de la máxima categoría con una afición que ruge apasionada.

También lee:
compartidos
comentarios

El cambio de reglas en la F1 que podría tener un gran impacto en 2022

El intrigante cambio que McLaren prepara en su suspensión