Hamilton insiste en que no hay tensión con Rosberg

Lewis Hamilton dice que la relativa calma después del choque en la primera vuelta en España es el resultado entre el proceso de maduración de sí mismo y de Nico Rosberg.

Hamilton añadió que una buena comunicación dentro del equipo también había marcado la diferencia.

Ambos pilotos y el jefe del equipo Mercedes, Toto Wolff, han insistido en que el incidente ya pasó a la historia.

"Creo que es en realidad una proyección del crecimiento de Nico y yo", dijo Hamilton. "Nos pusimos en pie y hablamos del asunto, y no hay problemas".

"En el pasado hubiera habido algún tipo de tensión, pero fue puro respeto. Simplemente dijeron, 'aún tenemos todo el respeto en ti', y él dijo lo mismo. 'Vamos a seguir compitiendo'.

"No cambia nada de cómo vamos a competir. Creo que solo nos estamos haciendo mayores, somos buenos, y nuestros puestos de trabajo también, y lo sabemos, y estamos envejeciendo".

"Siempre es bueno hablar las cosas, y lo hicimos así como equipo, en Barcelona y luego en la fábrica, supongo que de forma individual. Y después hablé con Nico. Siempre es bueno, pero no creía que tuviera que hacerlo, porque de nuevo estamos en esa tesitura, no hay ningún problema".

"Solamente hay que pasar y seguir hacia delante, no hay nada que puedas hacer sobre el pasado. Pero la comunicación es clave en una organización grande. Aireando las cosas, o simplemente teniendo una discusión que ha sido positiva para nosotros".

Hamilton dijo que no había hablado sobre los detalles de Barcelona con Rosberg recientemente.

"No hablamos sobre el incidente, no teníamos necesidad de hablar de ello. Sabemos lo que pasó, estábamos allí, lo experimentamos, sabemos cómo nos sentimos en situaciones similares antes. Pero no somos los seres más emocionales del planeta que hablan mucho sobre estas cosas".

"No necesitamos hacerlo. Nos tranquilizamos. Como ya he dicho todo lo que necesitamos saber es que el respeto está presente. Vamos a seguir compitiendo, todo está bien".

Situación diferente

El campeón del mundo admitió que las consecuencias podrían haber sido muy diferentes si sólo uno de los pilotos hubiera abandonado y el otro hubiera conseguido puntos.

"Seguro que habría sido una situación diferente. No te puedo decir cómo hubiera ido. Pero habría sido diferente en emociones, con sentimientos diferentes, seguro. Quedan 16 carreras, tenemos un largo camino por delante todavía este año".

"Lo hemos hecho bastante bien en las sabe Dios cuántas carreras hemos disputado en este equipo haciendo esfuerzos por no chocar y no estropear el resultado al equipo. Hay que asumir que no habrá más".

"Vamos a hacer todo lo posible para evitarlo, pero somos competidores, y estamos en competición. En algún momento va a haber muchos encuentros y estaremos muy cerca, vamos simplemente a asegurarnos de que no hay nada que pueda afectar nuestros resultados".

"Cada escenario es diferente. Esto es a lo que nos estamos enfrentando ahora mismo, y estamos recibiendo el pasado en una manera positiva. Esperemos que en el futuro estemos mejor preparados. Como ya he dicho, las emociones habrían sido de manera diferente dependiendo de la situación".

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Evento GP de Mónaco
Pista Monte Carlo
Equipos Mercedes
Tipo de artículo Noticias de última hora