Los 5 pilotos de McLaren más importantes con Dennis

Durante su paso por la casa de Woking. Ron Dennis trabajó con varios pilotos. Estos fueron los más importantes que trabajaron a su lado y que marcaron historia.

Este club de cinco pilotos es una lista selecta de aquellos competidores que ganaron al menos un título mundial con McLaren. Sin embargo, su asociación con el equipo que va mucho más allá de sus resultados, debido a sus respectivas historias o enlaces que se han establecido con el dueño de la casa.

Apenas un año después de su legada a McLaren, Ron Dennis hizo su primer movimiento estratégico para convencer a Niki Lauda y dejar de lado su idea del retiro. Esta es tan solo una de las tantas historias de los pilotos junto a Ron Dennis. 

El regreso de Niki Lauda

Los argumentos financieros de su patrocinador rojo y blanco eran, sin duda, de gran ayuda para que Dennis convenciera a Lauda para regresar, pero a eso se sumó que los dos mejores equipos británicos del momento: Williams y Brabham estaban en planes para regresa al motor Ford-Cosworth al igual que lo haría McLaren. La garantía de contar con un motor turbo, que Lauda sabía que iba a ser inevitable en el horizonte en 1984 también tuvo su efecto.

Lauda corrió la temporada 1982 junto a John Watson, que firmó la victoria inaugural del primer coche de fibra de carbono. Clasificando apenas en el sitio 13 en Sudáfrica para la apertura de la temporada, Lauda tuvo un regreso importante que, sumado a los problemas de algunos oponentes, les permitió terminar en el cuarto lugar. 

La historia no había terminado, ni siquiera era el principio. Lauda ganó en su tercera carrera en Long Beach y más tarde en Brands Hatch. Watson también ganó dos veces, estaba en la pelea por el título hasta la última carrera, pero fue Lauda, ​​cuarto en el campeonato después de una temporada marcada por la muerte de Gilles Villeneuve, y un número récord de victorias ( 11 en 16 carreras), quien marcó el camino. 

Después de un 1983 sin conocer la victoria para él (una para Watson), pasó gran tiempo para prepararse para la llegada del esperado GTA V6 turbo de Porsche, mismo que inició pruebas en el verano, sin embargo, en 1984 tuvo que compartir su arma con un cierto francés llamado Alain Prost, quien llegó para sustituir a Watson. Su duelo de generaciones aún está fresco y establecieron un nuevo récord de triunfos con 12 victorias en 16 carreras. Siete de ellas fueron para Prost, pero al final, fue Lauda quien ganó el título por medio punto de diferencia. Al igual que el campeón del mundo, Dennis había ganado su apuesta.

Lauda disputó una temporada más en 1985, pero no pudo esta vez contra el francés. El austriaco tuvo una última victoria en Zandvoort en los Países Bajos. 

Alain Prost, el regreso

Este fue uno de los dos primeros pilotos de Ron Dennis cuando el británico llegó a McLaren en 1980, siendo compañero de Watson. El francés generalmente dominó al irlandés, incluso despertando la admiración. Sin embargo, varios retiros por fallas mecánicas dañaron su confianza, sumado a eso no pudo rechazar una oferta tentadora de Renault para 1981. 

Tres años más tarde, tras perder el campeonato con Renault y ante las críticas que consideraban que Prost fue el único culpable, facilitaron el camino para que Dennis le hiciera una oferta al Profesor quien regresó a un asiento del equipo británico. 

De regreso a McLaren en 1984 ganó el primer gran premio y repitió en seis ocasiones para sumar el segundo puesto en esa temporada. Prost se deshizo de Michele Alboreto y Ferrari al año siguiente para ganar su primer título con cinco victorias en la temporada . Pero su segunda corona consecutiva en 1986 fue aún más famosa por derrotar a los dominantes Williams y Nigel Mansell. 

La temporada de 1987 no fue como esperaban y apenas terminaron cuartos del campeonato. Un año después, al igual que sucedió con Niki Lauda, Prost tuvo que compartir el desarrollo del famoso Honda V6 con un recién llegado: Ayrton Senna. 

Ayrton Senna, el mago

La historia de esta rivalidad superó con creces el alcance de McLaren y la Fórmula 1 y no se ha repetido hasta ahora. Se recuerda únicamente que Prost golpeó a Sena en 1988 (con siete victorias y ocho en 16 carreras respectivamente, otro récord), lo que llevó a que el brasileño ganara el campeonato. Al año siguiente el francés logró su tercer campeonato para irse poco después a Ferrari. 

Prost y Dennis iban a reunirse unos años más tarde, siendo el francés un asesor de los pilotos de McLaren en 1995 e incluso participando en algunas sesiones de práctica. 

El propio Senna dejó la casa de Woking a finales de 1993, pero no sin antes dejar escrita su leyenda. Con los títulos de 1990 y 1991 (con seis y siete victorias respectivamente) perdió el campeonato de 1992 ante los poderosos Williams que estaban equipados con el V10 de Renault contra el Honda en McLaren con quienes consiguió una última victoria en Australia donde abrazó a Dennis y recibió la felicitación de Prost en el podio. 

Mika Häkkinen, el milagro

Este finlandés llegó como piloto de pruebas y compañero de Senna para las tres últimas carreras en 1992. Mika Häkkinen llamó la atención al arrebatar éxitos al brasileño. El escandinavo se convirtió en el líder natural del equipo en 1994, un año difícil con el Peugeot V10, mientras que en 1995 también batalló con el Mercedes. 

El finlandés, ya muy cerca de Dennis, sufrió un terrible accidente en la última carrera de ese fin de temporada en Australia.

De vuelta en las carreras al inicio de la próxima temporada después de una traqueotomía en Australia, semanas en el hospital y una larga convalecencia; encarnó el renacimiento de McLaren y los convirtió de nuevo en las flechas plateadas en 1997, para que en los siguientes dos años consecutivos ganó dos títulos con 13 victorias. 

En el 2000 fue vencido por Michael Schumacher y se convirtió en el principal rival del alemán. Después de 2001 tomó un año sabático y el deseo de regresar nunca fue suficientemente fuerte. 

Lewis Hamilton, el chico prodigio

El último de la lista, lo que nos lleva al día de hoy. Todo el mundo sabe la historia de Lewis Hamilton, un chico de 13 años de edad, el niño prodigio de Ron Dennis y quien un día manejaría un Fórmula 1 de McLaren. El momento llegó en 2007 cuando hizo pareja junto a Fernando Alonso perdiendo ambos el campeonato ese año. 

Pero la historia siempre da revanchas y un año después obtuvo su primera corona al vencer en la última vuelta al brasileño Felipe Massa en la contienda por el título. 

Los vínculos entre el joven inglés con el jefe de McLaren eran muy fuertes. Cuando Hamilton dejó el equipo para ir a Mercedes a finales de 2012, lo hizo en un momento en que Ron Dennis ya no estaba a cargo de la escudería. 

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Pilotos Mika Hakkinen , Lewis Hamilton , Niki Lauda , Alain Prost , Ayrton Senna
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas dennis, mclaren, pilotes