'Órdenes de equipo sí, órdenes de equipo no', por Nira Juanco

En su columna para Motorsport.com, nuestra compañera Nira Juanco analiza desde su punto de vista el último Gran Premio de Canadá, donde la lucha por el tercer puesto fue lo más destacado de la carrera.

Si les preguntara "qué les pareció el Gran Premio de Canadá", ¿qué me responderían? Porque sinceramente, a pesar de que Hamilton se dio un bonito paseo de domingo por la preciosa isla de Notre Dame y que el segundo clasificado, Bottas, sabemos que participó porque lo vimos en la celebración, la lucha por el último escalón del podio fue apasionante.

Y ahí cobraron todo el protagonismo los dos pilotos de Force India que han dejado servida en bandeja la polémica del fin de semana. O el tema de debate, llámenlo como quieran. Órdenes de equipo sí, órdenes de equipo no.

Radio Ocon: "Creo que tengo más ritmo que Pérez. Yo podría ir más rápido a por Ricciardo". Radio Pérez: "Esteban está presionando y dice que él puede pasar a Daniel". El mexicano contesta: "Dejarme una oportunidad cuando vengan los doblados". Le vuelven a decir que deje pasar a su compañero y si no logra adelantar, le devolverá la posición. A lo que Pérez increpa: "Dejadnos competir por favor".

Sinceramente, cuando escuchaba todos estos mensajes, lo primero que pensé fue en órdenes de equipo y que Sergio iba a tener problemas si no obedecía. Pérez llevaba desde la vuelta 19, cuando entró a cambiar para cubrirse de Ricciardo, con quien peleaba por el podio, atascado detrás del australiano sin ser capaz de meterle la rueda ni una sola vez. Su compañero Ocon se unió más tarde a la fiesta, después de hacer su parada en el giro 31. Así que con unos neumáticos mucho más frescos, era más rápido y me pareció lógico que le pidieran al mexicano que le dejara pasar para que lo intentara con Daniel porque el tercer puesto era posible. Además, Vettel venía por detrás como "un torpedo".

Fue entonces cuando se oyeron esos mensajes de radio que a mí me parecieron órdenes de equipo y que Checo no obedeció. E hizo bien porque lo que más me sorprendió fue escuchar tras la carrera a un más que sonriente y feliz Bob Fernley (jefe de Force India), negando tales órdenes y encantado con el resultado.

A ver, el quinto y el sexto están genial para un equipo con uno de los presupuestos más bajos de la F1. Pero Force India cada vez está más cerca de Red Bull. Y precisamente por eso, porque podrían luchar por un tercer puesto en el campeonato de constructores y porque el domingo el podio fue posible, no entiendo tanto conformismo.

Que quede claro que sólo defiendo las órdenes de equipo en dos casos: cuando tu compañero se está jugando el mundial a final de temporada y cuando ambos pilotos compiten en desigualdad de condiciones. Es decir, uno es más rápido que el otro y este otro obstaculiza a su compañero. Ocon era más rápido. Y Checo era un obstáculo al que no atacó más veces para no quedar ambos fuera de carrera. 

Con esto, creo que Force India debería ser más ambicioso y analizar la situación. Critiqué lo mismo de Ferrari tras el Gran Premio de China donde tuvo a Vettel, con más ritmo que Raikkonen, atascado durante vueltas detrás del finlandés y Hamilton se marchaba. La regla general debería ser dejar luchar a tus pilotos, que peleen en pista y se ganen la posición. Por supuesto. Pero si ambos cuentan con diferentes armas y el botín es tan suculento como un podio, hay que ir a por él. 

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Evento GP de Canadá
Pista Circuit Gilles-Villeneuve
Pilotos Lewis Hamilton , Sebastian Vettel , Sergio Pérez , Valtteri Bottas , Esteban Ocon
Tipo de artículo Artículo especial
Etiquetas , canada, f1, formula 1, gp canada, montreal, nira juanco, opinion, podio