Aleix Espargaró confiesa que no logra "entender" la nueva chicana

Aleix Espargaró admitió que no había "acabado de entender cómo ir rápido en este circuito" del Red Bull Ring, lo que le ha condenado a quedarse, provisionalmente, fuera de la Q2.

Aleix Espargaró confiesa que no logra "entender" la nueva chicana
Cargar reproductor de audio

El segundo clasificado del Mundial de MotoGP, Aleix Espargaró, solo pudo ser 11º al final de la primera jornada de entrenamientos libres del Gran Premio de Austria, una posición que le compromete para pasar directamente a la Q2, ya que las previsiones no descartan que llueva y se complique mejorar los tiempos en el FP3 del sábado por la mañana.

En parte, esa falta de velocidad solo corregida en la última parte del entrenamiento, y no de forma suficiente, vino dada por la implementación de la nueva chicana entre las curvas 1 y 3, una modificación que, sin embargo, contó con la aprobación del de Aprilia.

"Han hecho un muy buen trabajo con la chicana, es mucho más segura que la anterior curva que había y aunque son dos asfaltos diferentes lo han hecho bien y el agarre no es tan distinto", evaluó el cambio Aleix.

Sin embargo, el corredor español no pudo comprobar con claridad hasta que punto beneficia o perjudica la velocidad de la moto.

"No lo sé, a mi me perjudica porque no soy capaz de entender cómo hacer la chicana, pero eso no significa que la moto vaya mal. Hoy no he estado brillante hasta el final, que me he podido acercar tres décimas a los mejores, así que confío en que mañana pueda mejorar. Pero la verdad es que no he acabado de entender mucho cómo ir rápido en este circuito", admitió sin embudos.

También lee:

Se entiende que si mejora su paso por este punto, el segundo de la general podrá estar al nivel de los más rápidos.

"Estoy a tres décimas del primero, así que si logro mejorar mi paso por ese punto ya no te digo que podría estar en el top 10, sino que podría estar el primero perfectamente. No tengo dudas de que si mañana mejoro un poco estaremos ahí, en el sector tres y cuatro estoy a nada del primero, así que podré estar entre los de delante".

Curiosamente, mientras Aleix no ha cogido el truco de la chicana, su compañero Maverick Viñales ha sido capaz de hacerlo.

"Hace mejor que yo la chicana, pero sufre más en los sectores, digamos, normales, como es el tres y cuatro, pero me puede servir de referencia".

Pero Aleix quiso insistir en que había sido un problema suyo.

"He probado a pasar por la chicana en tres marchas distintas, a mitad de entreno he preguntado al técnico que tenemos en pista por dónde tenía que frenar. Pero hoy no he estado bien a nivel de pilotaje, no he sido capaz de entenderla, a veces lo coges rápido y otras necesitas más vueltas".

El detalle que no se puede pasar por alto después de esta primera jornada es el poderío de Ducati con siete motos entre los ocho primeros.

"Es curioso porque este verano leí una entrevista de un piloto de Ducati y decía que era una pena que este año no pudieran correr tanto y marcar la diferencia. Pues ya lo ves. Están haciendo un trabajo muy importante, con muchos equipos, cuidando a los jóvenes, lo están haciendo muy bien. Nada es casualidad, y cuando hay ocho tíos delante es que lo están haciendo bien", cerró el de Granollers.

compartidos
comentarios
Las carreras sprint dividen a los pilotos de MotoGP
Artículo previo

Las carreras sprint dividen a los pilotos de MotoGP

Artículo siguiente

Zarco lidera la FP3 pero Quartararo reta a las Ducati en Austria

Zarco lidera la FP3 pero Quartararo reta a las Ducati en Austria