KTM busca limitar las innovaciones de Ducati

KTM se mostró contraria a la escalada en las evoluciones de Ducati, a quienes acusan de aumentar los costos e influenciar el espectáculo.

KTM busca limitar las innovaciones de Ducati
Cargar reproductor de audio

Ducati está a la vanguardia del desarrollo en MotoGP y las innovaciones del fabricante italiano se están convirtiendo en la referencia a seguir para el resto de marcas. Aletas, alerones, regulador de altura... son elementos que aparecieron por primera vez en una Desmosedici y que, con el tiempo, fueron introduciéndose en el resto de motos de la parrilla.

Una vez se completa el proceso, las diferencias entre fabricantes vuelven a ser pequeñas, ya que todas las motos equipan soluciones similares.

En este sentido, son varias las voces que han pedido limitar el desarrollo de ciertas áreas o, directamente, prohibir determinados elementos, como el regulador de altura. Entre los principales argumentos se encuentran el encarecimiento de los costes y la influencia negativa en el espectáculo.

De forma particular, el regulador de altura siguió una introducción por etapas: en un primer momento solo se usaba para bajar la moto en la salida, luego empezó a emplearse en la salida de las curvas, y finalmente terminó por ser un dispositivo móvil que se puede accionar en cualquier punto del circuito.

También comenzó a probarse en el tren delantero, y aunque el sistema no demostró ser realmente útil, la FIM no se demoró en prohibir esa última versión para 2023.

Asimismo, Ducati rescató las aletas, desaparecidas hace varios cursos, pero esta vez situadas únicamente en el colín. Las japonesas Honda, Suzuki y Yamaha terminaron por copiar ese elemento en el último tramo de temporada.

También lee:

Los rivales de Ducati no ocultaron nunca su preocupación por la carrera armamentística que siguen los de Borgo Panigale, y llevan ya un tiempo intentando que se prohíba por reglamento el empleo de muchas de las novedades introducidas en las últimas campañas.

"En MotoGP hay iniciativas de casi todos los fabricantes, excepto Ducati, para prohibir las ayudas aerodinámicas y los diferentes dispositivos [de regulación de altura]", dijo Stefan Pierer, director general de KTM, a Speedweek. "Ni Yamaha, ni Honda, ni Aprilia ni nosotros queremos esos sistemas", aseguró.

Las cuatro marcas implicadas temen incluso una escalada por parte de Ducati. El actual ciclo reglamentario terminará después de la temporada 2026, y este verano Gigi Dall'Igna ya planteó la idea de lanzar un motor híbrido, que reduciría la cilindrada manteniendo la misma potencia.

Es poco probable que el jefe de Ducati Corse se salga con la suya con una propuesta tan radical, y KTM ya se está preparando para bloquearlo.

"Carmelo Ezpeleta, director general de Dorna, nos recordó en el GP de Austria que este tipo de cambios en el reglamento solo podían validarse con el acuerdo unánime de los fabricantes implicados", dijo Hubert Trunkenpolz, miembro del consejo de administración de KTM y responsable de marketing de la compañía, también para Speedweek. "Y nunca habrá unanimidad en el tema de los [motores] híbridos, porque Aprilia, Yamaha, Honda y nosotros mismos nos oponemos a ello".

KTM incluso defiende un enfoque opuesto al de Ducati, y Pierer subrayó la necesidad de "ahorrar dinero", lo que ya se puede ver en la forma de su participación. El grupo austriaco participa con hasta tres marcas diferentes (KTM, Husqvarna y GasGas) en las tres categorías, peor con la misma moto.

"No hay un desarrollo específico de la marca para Moto3 o MotoGP", dijo Pierer, que no prevé una salida de "ningún campeonato " en el futuro. "Nos basamos en una estrategia de plataforma, muy conocida en el sector del automóvil. En MotoGP, necesitaríamos un presupuesto adicional de 45 millones al año si quisiéramos ejecutar un desarrollo directamente para GasGas".

compartidos
comentarios

Marini asegura no sentir "presión" por ser hermano de Rossi

Duelo de karts entre Sergio Pérez, Verstappen y Márquez en Motegi