Lorenzo: “Tengo que entender qué estoy haciendo mal”

Un Jorge Lorenzo absolutamente desconocido completó una mala carrera en condiciones intermedias. El mallorquín se plantea entrenar en una pista mojada para mejorar ese aspecto.

Sachsenring (Alemania).- Tras el accidente de Barcelona, cuando se lo llevó por delante Iannone, el décimo puesto de Assen y, este domingo, la decimoquinta posición de Alemania (7 puntos de 75 en tres carreras), las puertas de una cuarta corona mundial se van cerrando ante el de Yamaha, que está ya a 48 puntos de Márquez.

“No creo que el campeonato esté ya terminado, faltan nueve carreras, estoy a menos de 50 puntos y pueden pasar aún muchas cosas. Y más con la nueva electrónica y neumáticos, que hay más errores de los habituales. Hay que seguir teniendo fe, pero sobre todo pensar en qué se puede trabajar para ser más competitivos”, relataba Lorenzo.

“No me esperaba encontrar tantas dificultades para ser competitivo con los Michelin en circunstancias anormales, y estoy teniendo muchos problemas. Sobre todo no encuentro feeling con la rueda delantera, que me permita frenar con confianza y pasar por las curvas con seguridad, pierdo mucho tiempo”, argumentaba.

“Comparado con el warm up a principio de carrera era más competitivo, no estba perdiendo esos tres o cuatro segundos de la mañana, estaba cediendo un segundo y medio con el más rápido y podía estar luchando con el segundo o tecer grupo. Pero cuando se ha ido secando la pista he perdido las sensaciones con los neumáticos y se me han escapado”.

No sabía que estaba pasando

Cuando los pilotos han comenzado a entrar al box para cambiar de moto, Lorenzo se ha mantenido muchas vueltas en pista.

“Estaba luchando por la 13ª plaza y he visto que algunos pilotos entraban, y me he puesto octavo. Por los errores en el pasado, cuando hice caso omiso a la pizarra, esta vez decidí esperar a ver la llamada desde el muro para entrar, y así lo hice. Salí con una moto con intermedios, pero ya era muy tarde”.

“Antes de la carrera no se pensaba que la pista se iba a secar y no planificamos suficientemente bien que se podía cambiar a una moto de seco, y pensar cuándo había que hacerlo y este tipo de cosas. No se hizo una reunión previa a la carrera analizando todo lo que podía pasar, y eso es una lección que debemos sacar de esta carrera para prepararnos mejor en todos los casos y escenarios posibles”, colocó el español.

“No me esperaba encontrar tantas dificultades para ser competitivo con los Michelin en circunstancias anormales, y estoy teniendo muchos problemas"

Lorenzo fue uno de los pilotos que cuando se anunció el cambio de Bridgestone a Michelin lo encajaron con mayor entusiasmo.

“Ciertamente pensé, y dije en una entrevista, que si hubiéramos tenido antes los Michelin quizá ahora tendría más campeonato, pero ahora mismo ya no pienso eso. Está siendo un cambio difícil. Al inicio de la temporada me veía más fuerte que con los Bridgestone, pero con los cambios todo se ha ido complicando, y más en estas condiciones de mojado. Este fin de semana ha sido desastroso”.

Entender qué está haciendo mal

“Hay que trabajar y ser positivos para entender qué estamos haciendo mal para ser más completos, no ser sólo rápidos en seco, sino en todas las condiciones. Hay que entender que es lo que me falta para lograrlo”, reflexionaba.

“No me esperaba encontrarme tan, tan mal con los Michelin en agua y con frío, no tengo ninguna confianza y me doy unos sustos terribles que me impiden ir apretando cada vez más. Tengo que entender si es un problema de mi estilo de pilotaje, que es bastante diferente al del resto de pilotos, o si es algo más. Seguramente un tipo de entrenamientos en esas circunstancias me puede ayudar un poco, aunque sea con una moto que no tiene nada que ver”, reveló, dando a entender que va a entrenar con agua con una moto de calle.

“Hay dos formas de afrontar esta situación, no hacer nada y esperar a que lleguen mejores momentos. O trabajar, buscar los motivos e intentar entender el por qué nos pasa esto. Y yo pienso que hay que hacer algo, porque ya es en dos pistas que nos ha pasado esto”, confesó.

“En este momento no me he planteado a volver a entrenar con mi padre. Lo hice desde 2013, después de Le Mans, hasta principio de 2015 durante un año y medio, entrenando y haciendo ejercicios. En este momento hay que probar a entrenar con agua, no sé de qué forma, quizá mojando una pista y rodando con motos pequeñas, no sé. Hay que plantear cómo hacerlo. No sé si ayudará pero es la única solución que veo ahora”, zanjó un tocado anímicamente Jorge Lorenzo.

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series MotoGP
Evento GP de Alemania
Sub-evento Carrera, domingo
Pista Sachsenring
Pilotos Jorge Lorenzo
Equipos Yamaha Factory Racing
Tipo de artículo Noticias de última hora