Miller: “La victoria fue solo un golpe de suerte”

Jack Miller reconoce que el triunfo en Assen no debe confundirle e insiste en que su principal objetivo sigue siendo terminar entre los diez primeros y adaptarse mejor a la Honda.

Sachsenring (Alemania).- El australiano, que hace poco más de dos semanas estrenó su casillero de podios en MotoGP con una victoria en Assen, reconoce que la sonrisa todavía luce en su rostro, a pesar de ser plenamente consciente de la importancia que tuvo la lluvia que cayó aquel domingo.

“Sabemos que la victoria se produjo en unas condiciones especiales, pero para la gente, para mis aficionados, para mi casa, fue algo positivo. Después de un año complicado y de haberme roto la pierna [en pretemporada], es algo increíble”, convino Miller este jueves, ya en Sachsenring.

“La victoria fue solo un golpe de suerte. Fue ese día y en esas condiciones. Hay que ser realistas y seguir trabajando, porque nuestro objetivo es pelear por meternos entre los diez primeros”, reconoció el corredor de  Townsville.

Para Miller, la adaptación a MotoGP no está siendo nada fácil, algo lógico si tenemos en cuenta que con vistas a 2015 tuvo que dar un doble alto mortal con pirueta al promocionar a la categoría pesada directamente desde Moto3, y sin subirse antes a una Moto2. En su primera temporada sumó 17 puntos, siete menos de los que le proporcionó el triunfo en Holanda (posee 33 en total).

“No ha sido fácil adaptarme a la Honda, sobre todo por lo que me transmite delante. Pero poco a poco vamos mejorando, y en ese sentido el entrenamiento posterior a la carrera de Barcelona nos fue muy bien. En las últimas pruebas ya no me he caído tanto”, matiza Jackass. 

 Elogios de Doohan

En una entrevista concedida a Motorsport.com, Mick Doohan, el australiano con un palmarés más brillante en la historia del Mundial, analiza la primera victoria de su compatriota. Para Doohan, la calidad de Miller quedó demostrada en la misma medida que el acierto de Honda al apostar tan decididamente por él.

“Los buenos pilotos pueden ir deprisa tanto en mojado como en seco, aunque hay algunas excepciones. En Assen, el agua igualó el potencial [técnico] de unos y otros, y aquellos que disponían de peor material pudieron demostrar su habilidad”, comenta Doohan.

“Dicho esto, Jack debe seguir con la moto que tiene y no dormirse en los laureles. En tanto que siga imponiéndose a los corredores que llevan su misma moto, eso será suficiente para demostrar de lo que será capaz de hacer en el futuro”, añade el corredor de Brisbane.

“Está claro que Honda detectó su talento por su forma de llevar la Moto3. Ahora se trata de adaptarse al ecosistema, que es mucho más duro. Es más físico, hay más presión y muchos otros factores inexistentes en las categorías inferiores”, opina Doohan, que termina con una especie de ruego: “Si Honda le sigue respaldando, el siguiente paso sería darle mejor material”. 

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series MotoGP
Evento GP de Alemania
Pista Sachsenring
Pilotos Jack Miller
Equipos Marc VDS Racing Team
Tipo de artículo Noticias de última hora