Goncalves, Dakar se trata de “ayudarse entre rivales”

Para el piloto lusitano, la buena voluntad es una condición obligatoria entre los competidores, pese a que en el pasado su altruismo no fue bien compensando.

Dicen que en la guerra y en el amor todo se vale. En el Dakar no es tan diferente. Si bien en el grupo de competidores amateurs existe un gran compañerismo, en los integrantes de equipos oficiales la historia es diferente. El egoísmo puede llegar y eso lo sabe bien el portugués Paulo Goncalves.

En 2012, Goncalves probó el amargo sabor del individualismo. La historia se resume fácil. Cyril Despres y Goncalves quedaron atrapados en el lodo, imposibilitados a salir cada uno por sus propios medios, Paulo decidió ayudar al francés a salir, esperando que una vez fuera lo ayudara, pero su teoría fue errónea. En cuanto Despres dejó el lodo emprendió su camino persiguiendo al español Marc Coma abandonado a su suerte a Goncalves, quien a pesar de eso, sigue prestando su ayuda cuando alguien más lo necesita.

“El Dakar tiene esa mística, de ayuda entre rivales, y el piloto, sea quién sea, no puedes perderla nunca. Lo habitual es que en esta carrera, en el Dakar, esta solidaridad exista entre los mótards, que son los más desprotegidos. Es normal que los pilotos se ayuden en esos momentos más difíciles, y yo siempre ayudaré si alguien está en peligro y necesita de mi ayuda”, expresó el portugués a Motorsport.com.

El Dakar tiene esa mística, de ayuda entre rivales, y el piloto, sea quién sea, no puedes perderla nunca.

 Paulo Goncalves, Honda

La buena voluntad de Goncalves le ha pagado y ahora, con el equipo Honda, es uno de los favoritos para pelear por la victoria. Por ahora se ubica en el cuarto sitio de la clasificación general, con un minuto de diferencia respecto a su compañero Joan Barreda quien marcha en el primer sitio. Ante esta guerra interna, ambos tienen en claro la estrategia para vencer a las KTM.

 “La estrategia de carrera es la de llegar los dos al último día con las posibilidades de ganar. El equipo escogerá en ese momento la estrategia a seguir porque lo que quiere es conseguir la victoria para Honda en el rally Dakar y eso es lo imperativo”, expresó.

Si bien Barreda suena como el favorito universal tras llevar 14 triunfos de especial; Goncalves sabe lo que es estar cerca del triunfo tras haber terminado segundo en 2015.

“El resultado fue bueno. No fue el mejor posible. Estuve bastante cerca de conseguir la victoria. Si no hubieran sido por las problemas hubiera estado allí. Hay que mantener la concentración para no cometer fallos durante todos los días de carrera”.

 A pesar de que algunos consideran que el recorrido de la edición 2016 es menos complicado este año al tener una menor cantidad de dunas ante la salida de Chile, para Goncalves no hay que demeritar la prueba; él lo sabe de memoria ante la posibilidad de quedar eliminado en el prólogo debido a una falla eléctrica.

 “Esta carrera es la más larga de todas. Hay días que pueden ser más decisivos que otros. Pero todos son muy importantes y lo que te puede traer a la victoria también te puede llevar un mal resultado en un kilómetro de cualquier etapa. Hay que elegir la estrategia lo más acertada posible para poder estar lo más cerca posible de la lucha por la carrera”.

Sé parte de algo grande

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series Dakar
Evento Dakar 2016
Pilotos Paulo Goncalves
Tipo de artículo Entrevista