El día que Ayrton Senna probó con Penske en la IndyCar

El 20 de diciembre de 1992, la leyenda de la Fórmula 1 Ayrton Senna probó un IndyCar buscando explorar opciones ante un 1993 que se vislumbraba difícil para él con McLaren.

Cargar reproductor de audio

Ayrton Senna sabía que la temporada 1993 de F1 podría resultar siendo una enorme decepción para él.

McLaren había perdido los motores Honda, y el triple campeón sabía que el motor cliente de Ford sería impotente contra la combinación ya ganadora en 1992 de Williams y Renault, además ante su archirrival, Alain Prost.

Senna estaba pensando en sus opciones, y quería probar lo que un IndyCar tenía para ofrecer sin las ayudas electrónicas que caracterizaron a los monoplazas de Fórmula 1 de inicios de la década de los 90.

Nigel Beresford, quien actuó como ingeniero de Senna ese día, contó la historia de lo ocurrido el 20 de diciembre de 1992.

"Habíamos planeado probar el nuevo Penske PC22 por tres días, y lo hicimos en el Firebird Raceway Oeste, un circuito corto de 1.1 millas", dijo Beresford a Motorsport.com.

Un acuerdo de último minuto

Un par de días antes de la prueba se llegó a un acuerdo a través de Emerson Fittipaldi y Marlboro para que Senna pudiera conducir el auto del equipo Penske en la serie norteamericana.

"Fue un acuerdo de último minuto", recordó Beresford. "Senna llegó casi solo; solo con John Hogan de Marlboro".

"La última vez que lo había visto -a Senna-  había sido en 1991 en el Gran Premio de Australia en Adelaida. Ver a alguien como él en un lugar común, un año más tarde, parecía surrealista".

Emerson Fittipaldi comenzó el día manejando el Penske '92. "Hacía frío y la pista estaba resbaladiza", dijo. "Emmo perdía el control con los neumáticos fríos, pero al final encontramos el auto bastante bien equilibrado pero faltaba agarre".

"Entró, cambiamos los neumáticos, y ajustamos el balance de frenos un poco más hacia la parte trasera. Completó 12 vueltas en una tanda y luego 13 en otra, marcando un mejor tiempo de 49.7 segundos dos veces".

El turno de Senna

Después de un breve descanso, Senna ingresó en la estrecha cabina del Penske Indy Car.

"Normalmente los pilotos de Fórmula 1 logran el ritmo de inmediato", dijo Beresford. "Ayrton empezó a ser bastante lento en las vueltas iniciales, lo que fue una sorpresa".

"Este auto tenía una caja de cambios secuencial y Senna tuvo que acostumbrarse a la manipulación de una palanca de cambios nuevamente (en la F1 ya eran semiautomáticas). En ocasiones, él se perdía en los cambios de marcha. Detenía el auto por completo, seleccionaba la primera marcha y luego arrancaba de nuevo".

Ayrton Senna tuvo que acostumbrarse también a las características de un auto con motor turbo. Después de completar 14 vueltas, volvió a entrar al pit, con una mejor vuelta de 49,5 segundos.

"Me dijo que el motor estaba muy manejable, y encontró el auto bastante pesado - no es tan ágil como un F1 que es mucho más ligero y añadió que no sabía en qué revoluciones estaba manejando debido a que el motor sonaba muy diferente", agregó Beresford.

"Firebird tiene una curva moderadamente rápida, y Senna estaba empezando a empujar el auto en esa curva. Podía sentir el peso del auto; él no quería ir al límite. No era el lugar, ni el momento para hacerlo".

"Quería ver la sensibilidad del auto, así que pusimos más blandos los resortes en la parte trasera, desconectamos la barra estabilizadora trasera y agregamos 20 galones de metanol".

"Increíblemente rápido"

El tres veces Campeón del Mundo hizo otras 10 vueltas con el mismo juego de neumáticos y estableció un mejor tiempo en 49.09 segundos. "Volvió a entrar en los boxes y dijo: 'Muchas gracias, he entendido lo que necesitaba saber'. Salió del coche y se fue", recordó Beresford.

"Senna no me decepcionó en ningún nivel. Fue increíblemente rápido, la mejor vuelta de Emmo fue un 49.7 en comparación con Senna, 49.09".

"Al final del día, Emerson hizo un 48.5 en el nuevo Penske, y fue tan sólo 0,6s más rápido que Senna. Era muy bueno teniendo en cuenta que Ayrton manejó un coche más viejo en neumáticos usados".

"Para mí eso indica lo extraordinariamente rápido que fue capaz de adaptarse y lograr tiempos competitivos".

Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
1/8
En las primeras vueltas Ayrton no fue tan rápido mientras se adaptó a la caja de velocidades.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna y Emerson Fittipaldi
Ayrton Senna y Emerson Fittipaldi
2/8
La prueba se realizó tras un acuerdo a través de Emerson Fittipaldi y Marlboro, patrocinador común de McLaren y Penske, logrando así que Senna pudiera conducir el auto del equipo estadounidense.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
3/8
Senna con los colores familiares, pero en una máquina totalmente diferente.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
4/8
Un mecánico de Penske revisa la pedalera del Penske.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna y Emerson Fittipaldi
Ayrton Senna y Emerson Fittipaldi
5/8
Emerson Fittipaldi fue el primero en manejar el Penske del 92 ese día por la mañana para dejar una primera referencia.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna, Emerson Fittipaldi, Rick Mears, Paul Tracy
Ayrton Senna, Emerson Fittipaldi, Rick Mears, Paul Tracy
6/8
Entre los observadores de la prueba los tres pilotos de Penske ese año. El legendario Rick Mears, con barba, Fittipaldi y un joven Paul Tracy.

Foto de: Marlboro

Ayrton Senna habla con Paul Tracy y Nigel Beresford, Team Penske
Ayrton Senna habla con Paul Tracy y Nigel Beresford, Team Penske
7/8
Nigel Beresford fue el ingeniero de pista ese día para Senna. A su izquierda Paul Tracy.

Foto de: Sutton Motorsport Images

Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
Ayrton Senna, Penske Chevrolet PC22
8/8
En condiciones similares, la mejor vuelta de Fittipaldi fue de 49.7 en comparación con Senna, quien registró 49.09

Foto de: Sutton Motorsport Images

compartidos
comentarios

Cómo Palou solucionó el problema legal iniciado con Ganassi

Wayne Taylor Racing se asocia con Andretti Autosport en IMSA